Cada vez que accedemos al Cuadro de Mando se recalcula para mostrar la situación que hay en el momento del acceso. La primera operación que realiza es la comprobación de errores, y, si encuentra alguno, nos lo muestra para que lo solucionemos antes de mostrarnos los datos.

Inmediatamente después de pincha en Aceptar, en respuesta a la advertencia, el programa nos traslada al punto en el que existe el error. En la previsión de un pago, encontramos que no tendremos saldo suficiente el día 5 de mayo y se genera un error. Debemos solucionarlo, planificando un ingreso que posibilite la existencia de saldo en esa fecha para poder generar el Cuadro de Mando.

En el ejemplo, simplemente lo vamos a borrar, pero el objetivo sería encontrar una solución óptima al problema porque los pagos tendremos que satisfacerlos.

El Cuadro de Mando es una herramienta informativa que debe de cumplir los siguientes requisitos fundamentales:

  • La información que contenga tiene que ser relevante.
  • Tiene que ser más sencillo y menos costoso preparar la información que contiene que lo que esa información nos aporta.
  • Tiene que ser claro y fácil de interpretar.
  • Se debe adaptar a la persona y empresa que lo utilizan. No todos los Cuadros de Mando tienen que ser iguales para todas las empresas, tienen que contener parte de la idiosincrasia de la propia empresa.
  • Es una herramienta dinámica. No es una herramienta estancada que no varía con el paso de los años. El Cuadro de Mando debe contener información relevante como indica el primer requisito, pero según evoluciona la empresa, también deben hacerlo los indicadores que se ofrecen en el Cuadro de Mando.
  • Tiene que estar siempre actualizado. La información se tiene que llevar al día y de nada sirve gestionar con información de hace tiempo que, si bien es importante también, no es suficiente.

El Cuadro de Mando que se desarrolla automáticamente con la herramienta, contiene todos los datos necesarios para que el responsable de la empresa pueda hacer un seguimiento de la tesorería.

La herramienta de planificación de tesorería contiene la información más relevante de la gestión, que se aglutina en un Cuadro de Mando como el que se ve en la imagen anterior. La información que recoge el cuadro de mando es:

1.- Liquidez actual. Fondos disponibles en cada momento y en tiempo real.

2.- Saldos de todas las cuentas de tesorería (bancos y caja)

3.- Importe de efectos en cartera sin haber dispuesto de ellos.

    Vencimientos hasta:

  • Fin de semana
  • Fin de mes
  • Próxima semana
  • Próximo mes

    Ingresos hasta:

  • Fin de semana
  • Fin de mes
  • Próxima semana
  • Próximo mes

4.- Y la diferencia entre los dos anteriores que nos dará el saldo en esas fechas, siempre contando desde la fecha actual.

5.- Gráfico de evolución de nuestra liquidez en los últimos doce meses.

6.- Informe de la situación actual, fácil de manejar, ideal para que el responsable de la empresa conozca la situación de la tesorería en un único documento.